Con el concepto “wide body”, en Ferretti Yachts encontraron cómo darle mayor amplitud a los interiores a sus yates, y en el modelo Ferretti 1000 lo aplicaron por primera ocasión.

Con una eslora de 30 m, el equipo de diseño de Ferretti se dio a la faena de darle gran espacio a las suites del Ferretti 1000, el resultado es una gran suite para el propietario, ubicada en la cubierta principal, abarcando toda la manga de la embarcación, de 6.8 m. Esto resultó posible gracias a que las cubiertas laterales fueron situadas en la parte superior, que además permite que el camarote principal disfrute de vistas inmejorables.

La familia y los invitados son hospedados en cuatro camarotes dobles, similares entre sí, y los cinco integrantes de la tripulación cuentan con una zona de alojamiento independiente. En cuanto a la presentación de los interiores, se dispone de un par de diseños, Clásico, con colores neutros, y Contemporáneo, en tonalidades azules y grises.

En la cubierta superior se ofrece comedor exterior techado, junto a una zona de asientos y tumbonas, para un descanso tranquilo. El área de playa está conectada a una sala, mientras que la amplia cubierta de popa cuenta con sillones. El garaje alberga espacio para un ténder Sportjet 445, una moto de agua y dos Seabobs.

En el proceso de fabricación del Ferretti 1000, en Italia, se aligeró el peso de la superestructura y del hardtop, al fabricarlos en fibra de carbono. La configuración estándar propone dos motores MTU V16 2217cv, los cuales le confieren a la embarcación una velocidad máxima de 24 nudos y una crucero de 20 nudos.

Si lo que se busca es mayor potencia, hay una configuración con un par de motores MTU 2435cv, que le aportan cuatro nudos extra de velocidad, para alcanzar los 28 nudos. Los astilleros de Ferretti son reconocidos por la reducción de los niveles de ruido de sus creaciones, y el Ferretti 1000 resulta ser uno de los más silenciosos.

e-max.it: your social media marketing partner