Una de las ciudades más sagradas para el hinduismo es también una de las más antiguas del mundo, con más de 3000 años de historia. Agraciada por el majestuoso río Ganges, en cuyas aguas expían sus culpas numerosos fieles. La ciudad deslumbra con sus palacios y  su ribera conectada a través de una escalinata construida durante el siglo XVIII. Los profundos rituales que se llevan a cabo en este pequeño punto localizado a más de 700 Km de Nueva Delhi, son imprescindibles para comprender el sentido espiritual de toda la India, así como su concepción de la muerte y la reencarnación.

 

Texto: AMURA ± Foto: © Dmitry Pichugin / © Marc Turcan / © Luciano Mortula / CHKE MA

e-max.it: your social media marketing partner