Más de 260 años tiene Moët & Chandon de ser el símbolo de las celebraciones fabulosas, y para ello es preciso remontarnos al siglo XVIII cuando Jean Rémy Mofit empezó a compartir la magia del champagne con el mundo y la aristocracia europea.

Muchas personalidades en la historia han dado sus impresiones sobre esta lujosa bebida, tal es el caso de Madame de Pompadour, quien quedó cautivada con el elogio hecho por Jean-Rémy Mofít: “El champagne hace que los hombres sean más inteligentes y las mujeres, más bellas".

 

image Ampliar
 
 

Se cuenta que aftos más tarde, cuando Napoleón y su ejército festejaban sus victorias con el champagne (el cual le había dado a conocer un compañero de clase), fue donde se forjó la costumbre de abrir las botellas con un sable, acunando la frase inmortal: “¡Champagne! En la victoria te lo mereces y en la derrota, lo necesitas*.

Moët ha estado en todos los momentos de la historia. En donde había una fiesta, las copas se siguieron llenando, pues al abrir una botella se ‘transforma la vida de ordinaria a extraordinaria*.

La calidad excelsa y la efervescencia cosquilleante en el paladar provocada por Moët & Chandon. en cualquier lugar, lo convierten en una verdadera fiesta.

 

Moet y la magia del cine

Desde 1930, Moét ha formado parte de la vida del cine y de diferentes películas como 'Ariane*, *Un hombre y una mujer*, hasta la inolvidable escena de las fresas con champagne en'Pretty Woman*.

Tanto dentro como fuera de la pantalla, Moët ha añadido ese glamour tan envidiable de Hollywood, siempre presente en toda celebración de las miles de generaciones de actrices y actores recordados, productores y directores, donde nunca olvidaron tener en su mano una copa de champagne.

Al pasar de los ahos, el romance entre Moët y Hollywood ha ido creciendo para en 2009 convertirse en el champagne «elusivo de la 81 Edición de la entrega de los Oscar.

Además de los Oscar, la Casa Moét & Chandon también ha tenido y tiene un papel muy importante en la ceremonia de los Golden Globe. presente durante más de dos décadas consecutivas.

 

Moet y su musa

Es por esta relación con Hollywood que surge la musa ideal para la Uoison del champagne más conocida del mundo: Scariett Johansson.

Conocida en el mundo por sus destacadas actuaciones y sus cualidades que se asocian muy bien con Moët, como lo son el gusto por la vida y la pasión por las fiestas.

La celebración es un arte, el de crear emociones y magia compartida, claro, siempre acompañado por un Moët.

 

image Ampliar
 
 

Texto: José María Lorenzo ± Foto: Cortesía Moët & Chandon

e-max.it: your social media marketing partner