Nuestra edición No. 114 está dedicada a las islas de Malta, un paraíso arquitectónico y marítimo cuya gastronomía es única en todo el mundo. Éstos son algunos de los manjares que ningún visitante de este destino debe dejar de probar.

1. Hobza: Es el pan típico de Malta y se come como acompañante o aperitivo. Suele servirse con tomate maduro y aceite de oliva untados, y se puede agregar algún queso típico de la región.

2. Pastizzi: Uno de los tradicionales tentempiés de la isla. Es un pastelito tipo empanada de hojaldre relleno de queso ricota o pasta hecha con guisantes.

3. Sopa de viudas: Plato rústico a base de verduras, servidas en cuadritos, cocinada con tocino y huevos, con una porción pequeña de Gbejniet (queso de oveja o cabra). 

4. Timpana: Timbal de macarrones horneados rellenos de carne picada y huevo duro, con una capa de hojaldre. Su influencia es italiana pero en su versión maltesa es muy especial su sabor.  

5. Lampuki. Es el pescado tradicional de Malta. Se cocina acompañado de vegetales o en la conocida tarta o pastel con espinacas, coliflor, castañas y pasas.

6. Stuffa Tal Fenek: O estofado de conejo, es uno de los platos fuertes más populares de Malta. En una suculenta carne completamente tierna, servida en sofrito de tomate o vino.

7. Cannoli: Dulce típico maltés relleno de queso ricota. También hay versiones con crema o chocolate.

8. Imqaret: Pastelito frito relleno de dátiles. Un postre de influencia árabe y muy popular en restaurantes y mercados informales.

 {socialbuttons}

e-max.it: your social media marketing partner